Tempura: Delicioso Plato Japonés

Recuerda que si necesitas pedir cualquier tipo de marisco para elaborar esta receta, puedes pedirlo directamente on line en marisco a domicilio, donde puedes encontrar marisco gallego de la mejor calidad.

La tempura es un plato japonés de pescado, marisco o verduras, rebozados y fritos en aceite abundante.

El rebozado

El rebozado debe ser muy ligero y se prepara con agua fría y harina de trigo blando. A veces se usa agua con gas para acentuar la ligereza de la masa. También se pueden añadir huevos, bicarbonato de soda, almidón, aceite y/o especias. La tempura se mezcla siempre en pequeñas cantidades y con palillos durante unos pocos segundos. Se usa agua muy fría y se dejan grumos en la mezcla para que salga muy esponjosa y quebradiza una vez frita. Una forma de mantener el rebozado frío es con la adición de hielo, o colocando el recipiente dentro de un tazón grande con hielo. No se debe de mezclar la masa demasiado, ya que activaría el gluten del trigo y convertiría la mezcla de harina en goma masticable al freírla.

Se puede encontrar una harina de tempura especialmente formulada ya en casi cualquier supermercado. Suele ser una harina ligera (con una mínima cantidad de gluten), a veces con levaduras.

La fritura

Se cubren rodajas o tiras finas de verduras, mariscos o pescado en la masa y a continuación se fríen brevemente en aceite abundante y muy caliente. El aceite vegetal o aceite de canola son los más comunes, aunque la tempura tradicionalmente se freía en aceite de sésamo. Muchas de los restaurantes especializados siguen utilizando aceite de sésamo o aceite de semilla de té, y se cree que estos aceites contienen algunos compuestos que ayudan a producir una masa más ligera y crujiente.

Al utilizar mariscos, calamares, o vegetales acuosos de piel dura, tales como el pimiento o la berenjena, la piel suele estriarse con un cuchillo para evitar que los ingredientes se rompan durante la cocción, lo que puede causar quemaduras graves a causa de las salpicaduras del aceite.

La temperatura del aceite se mantiene generalmente entre 160 y 180 grados centígrados, dependiendo del ingrediente. Para preservar el sabor natural y la textura de los ingredientes, se debe tener cuidado para no quemar la tempura. Los tiempos de fritura varían entre unos pocos segundos para las hortalizas de hoja delicada, y varios minutos para alimentos gruesos o las piezas grandes kakiage.

Finalmente, los trocitos de masa (conocidos como tenkasu) se deben quitar entre las distintas tandas de fritura, para que no se quemen ni dejen un mal sabor en el aceite.

Ingredientes

Aunque se puede utilizar casi cualquier verdura, marisco o pescado, los ingredientes más comunes para la tempura tradicional incluyen:

  • mariscos y pescados: gambas, langostinos, vieiras, calamar, anago (congrio), ayu (pezdulce), cangrejo, y una gran variedad de peces de textura firme
  • Hortalizas: pimiento, calabaza kabocha, berenjena, zanahoria, bardana, judías verdes, batata, ñame, patata, renkon (raíz de loto), hongo shiitake, calabaza, champiñones, brotes de bambú y okra.

Presentación

Las piezas fritas de tempura se comen mojándolas en una salsa o añadiéndolas a otros platos. A menudo se sirve con daikon rallado y se come caliente inmediatamente después de freírse. La salsa más común es la salsa de tentsuyu (aproximadamente tres partes dashi, una parte mirin, y una parte de salsa de soja). La tempura también puede ser rociada con sal marina antes de tomarse o incluso se usan mezclas de té verde en polvo y sal o de yuzu y sal.

Sobre el autor: Terry Roberts es profesor, traductor profesional y gastrónomo. Es webmaster del sitio Restaurante Japonés Madrid.


Si buscas un vuelo, aqui los tienes baratos


Esta entrada fue publicada el Sábado, Octubre 16th, 2010 at 18:43 Bajo la categoria Sin categoría. Puedes seguir las respuestas a traves del RSS 2.0 feed. You can skip to the end and leave a response. Pinging is currently not allowed.

Leave a Reply